Stellantis Celebra el Legado: Fiat 500 Tributo Trepiuno

Stellantis Celebra el Legado: Fiat 500 Tributo Trepiuno
500 Tributo Trepiuno

El mundo del automóvil se encuentra en constante evolución, y es en el baúl de los recuerdos donde, a menudo, las marcas encuentran la inspiración para sus creaciones más innovadoras y emocionantes. Stellantis no es ajeno a esta práctica, y su departamento de Patrimonio ha decidido rendir tributo a una joya de la corona del diseño automovilístico: el Fiat 500. La última propuesta de este departamento es la edición limitada del Fiat 500 Tributo Trepiuno, un vehículo que no solo enaltece la historia del emblemático Cinquecento sino que también refleja la visión original que hace veinte años marcó el rumbo para los modelos actuales.

El Fiat Trepiuno: una retrospectiva

Corría el año 2004 cuando el Salón del Automóvil de Ginebra fue testigo del lanzamiento del Fiat Trepiuno, un concept car que rindió homenaje al Fiat 500 de los años 50 y que sentó las bases estéticas y conceptuales del modelo que resurgió en 2007. Dos décadas después, y aún comercializándose con éxito, el Trepiuno regresa con una reinterpretación que fusiona pasado y presente en una sinergia perfecta de estilo y tecnología.

Proyecto «Reloaded by creators»

El Fiat 500 Tributo Trepiuno es una realidad gracias al proyecto «Reloaded by Creators», una iniciativa del departamento histórico de Stellantis que lleva años revitalizando modelos icónicos de las marcas Fiat, Lancia, Abarth y Alfa Romeo. Bajo la dirección de Roberto Giolito, este equipo especializado trabaja meticulosamente para restaurar y personalizar vehículos, dotándolos de una nueva vida que respete su legado. En este marco, el Fiat 500 Tributo Trepiuno emerge como una edición limitada que promete dejar huella en los corazones de los entusiastas de la automoción.

Diseño y mecánica: un tributo al pasado

El Tributo Trepiuno se fundamenta en la mecánica del 500 Mild Hybrid con un motor de gasolina 1.2 de 70 CV, manteniendo el compromiso con la eficiencia y la sostenibilidad. Sin embargo, su carrocería y sus interiores, aún por revelar en su totalidad, abrazan la herencia estética del Trepiuno original. La decoración blanca y detalles distintivos como las luces traseras y el emblemático logo de Fiat con fondo azul, recuerdan a los modelos producidos entre 1999 y 2007.

Un legado renovado

Giolito, la mente creativa detrás del moderno Fiat 500, buscó con el Trepiuno eliminar cualquier elemento superfluo y destacar la forma esencial del vehículo, inspirándose en el diseño de 1957 de Giacosa. Con su longitud de apenas 3,3 metros y su estética redondeada de aire retro, el prototipo ocultaba una estructura innovadora, mezclando aluminio con aceros de alta resistencia para mejorar la seguridad. Esta filosofía de diseño y construcción trascendió hasta el 500 de 2007, vehículo que con más de 3,2 millones de unidades vendidas, se prepara para su despedida este próximo julio.

La ambición y la pasión por mantener vivo el espíritu de un ícono se manifiestan en el Fiat 500 Tributo Trepiuno. Este nuevo vehículo es un homenaje digno de su linaje y una muestra de cómo las leyendas automotrices pueden reinventarse para seguir cautivando a futuras generaciones.